Bierhuis: Bélgica en Panamá

Un Pedazo de Bélgica en Panamá

bierhuis
Visita su perfil de Instagram: @LBBieren

En Calle 50, entrando por la calle del Rinconcito Colombiano, a mano derecha hay un local llamado Bierhuis. Dentro hay unas personas increíbles, joviales que atienden a los clientes con sonrisas y amabilidad.

Tuve la oportunidad de hablar con una de las mentes maestras detrás de este lugar. Su nombre: Lanna.

Afición convertida en Pasión

LB BierenLB Bieren y Bierhuis nacen de la afición de Raúl (esposo de Lanna) con la cerveza. Al viajar, probar diferentes cervezas, se fascinó con las cervezas belgas. Empezó a averiguar sobre ellas, a instruirse  y poco a poco una idea se fue plantando en su mente. El joven emprendedor  decidió traer la cerveza belga, un producto pionero  e innovador a Panamá. Hoy por hoy es un Cicerone (equivalente de Sommelier ) de Cerveza Belga.

Raúl se acercó a las casas cerveceras que él pensó debían estar en Panamá: “Bélgica creyó en Raúl aún sin imaginarse que el mercado crecería tanto” dice Lanna con una sonrisa. “Bélgica es el país que más cerveza per capita produce y Panamá es el país que más cerveza per capita consume. Es el matrimonio perfecto.”

Primero abrieron la distribuidora y luego pensaron en un lugar donde poder mostrar sus productos sin la necesidad de ser un bar. Un lugar donde se expusiera el producto y donde se pudiera educar a los clientes sobre la cerveza belga.

El local es un lugar pequeño, amigable, acogedor y sobre todo donde la variedad del producto es grande a pesar de ser sólo de procedencia belga. Cuentan con 105 a 115 etiquetas (es decir productos) distintos y todos los meses les llegan productos nuevos.

Esto es Bierhuis, (Casa de la Cerveza)que el pasado 5 de Octubre cumplió dos años desde que abrió. Lanna me cuenta que fue muy tedioso todo el proceso  pero que ha sido altamente gratificante.

 

Más allá de la Cerveza Artesanal

Variedad
Cada cerveza es servida en una copa tipo cáliz

Lanna me explicó que ellos van un poco más allá de la cerveza artesanal: me presentó el concepto de Specialty Beer (producción reducida y sabores especiales) y además trabajan con el Belgian Family Brewers (BFB) una organización sin fines de lucro donde familias belgas han hecho cerveza por más de 50 años y con una tradición en el mundo sin precedentes.

Y es que la cerveza belga se caracteriza por eso: una tradición en hacer cervezas, con alta calidad en sus ingredientes, en su producción y en su almacenamiento; una que sigue evolucionando en su botella, llegando a ser  tan elegante como un vino.

También me cuenta que sus cervezas no necesitan frío. Las botellas pueden estar a una temperatura de 24 °C (no debe darle la luz solar ni artificial) y no se maltrataran, pueden durar hasta tres años en botellas y desarrollan más sabores en las mismas; también son servidas en copa tipo cáliz la cual permite que los ingredientes se conjuren  bien.

También agrega que el espectro de sabores es completamente distinto no solo por lo anteriormente dicho, sino por la creatividad que cada casa cervecera tiene, explorando con ingredientes y estilos.

Servicio y Docencia

Estas son las armas de las que se valen Raúl, Lanna y su staff. Hacen énfasis en que su personal sepa de cerveza y sepa esos detallitos históricos, esos datos curiosos que los clientes aprecian que van acompañados de buena cerveza. Y aunque no te gusten las 115 cervezas que manejan, aprendes a diferenciarlas y a apreciarlas.

Staff
Staff

“No importa el género, la nacionalidad ni la edad. Todos los grupos aprecian el factor docencia” Además me dice que ama estar en la tienda, consentir a los clientes: aprenderse su nombre, saber qué les gusta tomar, escucharlos, alegrarlos si están pasando un mal momento. Le encanta que se haya convertido en un “club de cerveza” donde presenta personas que posteriormente se sientan a compartir y donde se han creado amistades gracias a tener algo en común. “He conocido a muchos buenos amigos aquí y estoy muy orgullosa de mis clientes”

Sin embargo es un trabajo difícil. Requiere muchas horas de trabajo, mucha atención tanto a clientes como a todo lo que sucede dentro del establecimiento y eso muchas veces limita el tiempo con la familia.

¿Por qué ir a Bierhuis?

Kriek Max
Una delicia afrutada. Mi Favorita
  • Bierhuis es una tienda no un bar. Y es un lugar donde puedes relajarte.
  • Consumir en Bierhuis tiene reglas. Reglas que sus clientes respetan y aprecian.
  • Tienen la política de “Bring your own food” pero ofrecen unas tapas para maridar con sus cervezas.
  • Son súper estrictos con la puerta pues piensan que es la clave de la seguridad no sólo del establecimiento sino de sus clientes.
  • JAMÁS te vas a aburrir de probar cervezas porque hay para todos los gustos.
  • No importa tu edad, formarás amigos allí.
  • Casi todas sus cervezas han ganado premios por el World Beer Association.

 

Ya sabes, si te gusta la cerveza este es tu lugar. Si no te gusta también porque así como yo he aprendido mucho en mis visitas, tú también lo harás y ¡aprenderás que aquí hay cervezas para cualquier paladar!

¡Gracias a Lanna por su tiempo, disponibilidad y amabilidad durante la entrevista! <3

 

Facebook Comments

Una respuesta a “Bierhuis: Bélgica en Panamá”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.